julio 20, 2024

CASCARATV

CANAL DE TELEVISION DIGITAL

Hoy se cumplen 26 años desde el fallecimiento de Peña Gómez, un momento para reflexionar sobre su legado y su impacto en la historia del país

Este martes 10 de mayo se cumplen 26 años de la partida física del político y abogado José Francisco Peña Gómez.

Conocido como el líder de masas y por ser una de las figuras más prominentes de la política dominicana del siglo XX, Peña Gómez fue discípulo de Juan Bosch y secretario general del Partido Revolucionario Dominicano, alcalde de Santo Domingo (1982-1986) y candidato tres veces a la Presidencia de la República Dominicana (1990, 1994 y 1996). 

Cultivó una potable carrera en la política, difícil de imitar, así lo establece su hijo José Francisco Peña Guaba, quien en un artículo da a conocer datos biográficos de su padre.

José Francisco Peña Gómez nació el 6 de marzo de 1937, en Santa Cruz de Mao. Pese a tener “el color de la noche”, Peña Guaba aseguró que su padre era 100 % dominicano y sus abuelos biológicos también.

Recién nacido, el ilustre Peña Gómez fue adoptado por una pareja de esposos de tez blanca que le inculcaron valores, la fe cristiana y le enseñaron a tener un celo especial por el estudio y el trabajo. Estos fueron Regino Peña y Fermina Gómez.

La precariedad económica familiar en la que vivió Peña Gómez lo orilló a desempeñar el trabajo de limpiabotas.

Quienes lo conocieron de jovencito dan cuenta de que Peña Gómez se destacaba por ser “estudioso, vivaz, pero pobremente acicalado, porque siempre hubo en él desde pequeño ese interés por vestir adecuadamente, correcto y hacendoso”.

Su inteligencia y dedicación le abrió puertas en la vida.

Peña Gómez fue instructor de alfabetización y maestro rural en su pueblo. En 1959 se traslada a Ciudad Trujillo, hoy Santo Domingo, para estudiar locución en Radio Televisión Dominicana y a matricularse en la Universidad de Santo Domingo, a la par servía de profesor del politécnico Loyola en San Cristóbal, donde fue designado como docente por las excelentes recomendaciones que sobre él hicieron sus maestros.

Peña Gómez tenía diversas facetas, era cantor, poeta, lector voraz y políglota. Esas virtudes en un hombre de color “una cosa en esos tiempos, pero con la chispa política por dentro, asumió una línea antitrujillista, y bien llegó la comisión del PRD al país se presentó frente a don Ángel Miolán, quien a vuelo de águila, reconoció en él dotes especiales, asignándole de inmediato responsabilidades que lo llevó a ser el presentador del primer mitin que hizo el PRD en el país”, expone su hijo Peña Guaba.

Destaca que “con su brillante oratoria, convenció a los que lo vieron, que una nueva estrella acababa de nacer, así se le hizo saber de inmediato al profesor Juan Bosch, líder en el exilio de los blancos, quien desde que pisó tierra dominicana colocó a su lado a Peña Gómez, asumiéndolo como su principal discípulo”.

Cuando el profesor Juan Bosch renunció del PRDPeña Gómez asume el liderazgo de ese partido en 1973 y le hizo frente al Gobierno del extinto Joaquín Balaguer.